La importancia de los besos en el sexo

besos Para la mayoría de las personas es muy importante besar y ser besado en la boca cuando se tiene relaciones sexuales, pues el contacto a través de los labios permite un vínculo entre los involucrados.

Primero, los besos son el preámbulo al acto, las mujeres principalmente requieren de mayor excitación para lograr una buena lubricación que permitirá una mejor penetración. Los besos son la base del juego erótico, cada parte de nuestro cuerpo requiere ser estimulada y normalmente empezamos con ellos.

También los besos son importantes durante el acto sexual, pues además de estar interactuando con los genitales, los besos dan un contacto más íntimo y profundo con el otro. Permiten incluso un vínculo emocional y espiritual con la pareja, que naturalmente provocan mayor placer.

Hablando sobre el vínculo emocional que logran los besos, podemos hacer referencia a las prostitutas, ellas no besan ni permiten ser besadas, pues los besos los reservan para alguna persona por la que sientan amor.

Con lo anterior voy a plantear una pregunta. ¿Qué pasa con los sex buddies y todos aquellos que tienen relaciones sexuales con alguien que no es su pareja sentimental? ¿Besan o evitan besar para no enamorarse?

En mis posts anteriores hemos hablado de lo complicado que es mantener al margen los sentimientos en una aventura, en teoría deberíamos poder tener el control sobre de quién nos enamoramos y de quién no, pero la realidad es que en el corazón no se manda y siempre existe ese riesgo. Por ello, supongo que cuando se mantiene una aventura exclusivamente sexual, se trata de no besar al otro, pues justamente crearía ese vínculo emocional que se quiere evitar.

Con sentimientos o no, besar inicia el ritual sexual. Y ustedes, ¿qué opinan?

¿Jugamos?

Jueguitos sexuales (2) Los juegos sexuales son una herramienta para hacer más divertida y explosiva la relación sexual. Permiten que tu cuerpo y tu mente se enfoquen en el placer, haciéndolo mucho más intenso y excitante.

Se recomienda experimentar los juegos sexuales principalmente cuando la relación se ha vuelto monótona, pues hace más divertida la relación sexual y revive la pasión y el deseo. No es necesario que tengas este problema para hacer uso de los juegos sexuales, simplemente es una forma de divertirse donde combinas la imaginación con el deseo y la excitación, para que goces mucho más el sexo.

La estimulación que brindan los juegos sexuales en los hombres logra una gran erección, pues la excitación en los hombres suele ser muy mental. En las mujeres se trabaja con estímulos físicos y psíquicos para excitarlas alcanzando una gran lubricación.

Existen muchos tipos de juegos sexuales, como su nombre lo dice, se trata de "jugar" con todo, con la mente, las palabras, el cuerpo, los olores, el tacto, lugares, todo lo que su imaginación y sus deseos les pidan.

Algunos juegos como disfrazarse (alguna profesión por ejemplo), suele ser muy excitante, pues te quitas tu personaje real y tomas uno inventado, te conviertes en alguien más para excitar a tu pareja, un personaje que te permita hacer todo lo que probablemente tu verdadero yo no podría. Normalmente al disfrazarse o adoptar otro personaje, incluye una serie de tabúes al respecto, normalmente nos vamos por lo prohibido como podría ser la enfermera y el paciente, en teoría en un hospital el paciente no podría acostarse con su enfermera.

Otro juego que es muy utilizado, es el de la alumna y el profesor, tanto porque es algo no permitido el meterse con alguien mucho más pequeña, como por todo el disfraz en sí que mezcla la dulzura e inocencia de una adolescente con la gran sensualidad que comienza a desarrollar como mujer.

También se vale jugar con olores, sabores, bailes, vendarse los ojos, etc. El preámbulo al acto sexual es súper importante, es ahí donde se logra el máximo deseo de tu pareja. Intenta besarla, acariciarla pero no directamente en los genitales, trata de estimularla a través de las zonas erógenas, chúpala, utiliza comida y bebidas. La relación sexual no es solo genital, hay que estimular todo el cuerpo y los demás sentidos que tenemos, pues todo está involucrado.

Pueden utilizarse también los espejos para observar sus miradas, gestos, el cuerpo y excitarse así. Seducir a tu pareja bailándole, usando ropa que le guste. Incluso pueden comenzar a excitarse sin estar juntos, puede ser por teléfono, por mensajes, déjale saber a tu pareja cuánto te excita y la deseas horas antes para que cuando estén juntos sea una total explosión.

El sexo es un momento para divertirse y pasarla bien, haz uso de todo lo que sea necesario para que ese momento lo disfrutes plenamente. Así que después de leer este artículo, ¿ya pensaste en tu próximo juego sexual?

Autoerotismo… como forma de autoconocimiento

autoerotismoEl autoerotismo que también es conocido como masturbación, es la manera en la que tocamos nuestro cuerpo para obtener placer, enfocado principalmente en la zona genital. Y románticamente yo le llamo: la forma de darnos amor a nosotros mismos.

Este tema es bastante amplio, pero hoy nos vamos a centrar en el autoerotismo como forma de autoconocimiento.

Más allá de su uso en la infancia, adolescencia o como modo de descargar los impulsos, me parece que es un método para explorar nuestro cuerpo y no nada más la zona genital, sino completos. ¿Cómo saber qué nos causa placer si no conocemos nuestro cuerpo? y además considero que es una forma de llegar a la autoaceptación y para amar cada centímetro de lo que somos.

Yo recomiendo que sin importar la edad, género o estado civil, el autoerotismo sea practicado. Un día cuando puedan, en la soledad, busquen el ambiente que los haga sentir confortables, música, luz tenue… y dedíquense a autoexplorarse, recorrer con las yemas de los dedos cada parte de su cuerpo y fíjense en cada momento qué es lo que sienten, sonríanse, ámense y acéptense, eventualmente déjense culminar con un orgasmo.

Realizada o no la actividad anterior, analicemos. Si logramos estar en contacto con nuestro cuerpo, con lo que siente y con lo que lo estremece siendo nosotros el medio para lograrlo, al momento de estar con la pareja, el acto sexual tendrá mayor goce de ambas partes, pues podemos guiar a nuestra pareja a encontrar nuestro camino para llegar al clímax y además aquellos que pudieran padecer anorgasmia, si lo practican como ejercicio terapéutico, podrán tener mayor éxito al buscar el orgasmo y no nada más buscándolo, sino dejándose sentir.